Vehículos

*Los precios anunciados son sugeridos y pueden estar sujetos a variaciones según el modelo, especificaciones y el plan comercial vigente aplicable a cada vehículo. Para mayor información, consulta directamente con tu concesionario de la Red Mazda.

Una historia detrás del nombre “Mazda”

¿Alguna vez se preguntó cómo recibió su nombre la empresa automotriz japonesa que “hace un homenaje a la conducción placentera”?

(Toyo Cork Kogyo Co., Ltd., 1921, Hiroshima.)

El nombre “Mazda” comenzó a ser escuchado en Japón en octubre de 1931. En el año 1920, Mazda comenzó su vida como una empresa de derivados del corcho. Fue en el año 1931 que Mazda, entonces llamada la Toyo Kogyo Co., Ltd., lanzó el “Mazda-go”, una moto con tres ruedas, con una carreta en la parte posterior, que fue el primer vehículo producido por la empresa. El vehículo fue bautizado por Jujiro Matsuda, fundador y segundo presidente de Toyo Kogyo, y otros miembros clave.

“Mazda-go”: (Mazda tipo DA de 1931)

“Mazda-go” es un nombre que suena muy apropiado, si tenemos en cuenta que fue fabricado por una empresa cuyo gerente era de apellido Matsuda. La pregunta es ¿por qué terminó llamándose “Mazda” en lugar de “Matsuda”? El nombre “Mazda” viene de Ahura Mazda, el dios de la armonía, la inteligencia y la sabiduría venerado por la primera civilización que habitó Asia occidental. Los miembros clave de Toyo Kogyo interpretaron a Mazda como el símbolo del inicio de las civilizaciones Oriental y Occidental, además de ser un símbolo de la civilización y cultura automotrices. Con miras a contribuir a la paz mundial y servir de guía para la industria automotriz, Toyo Kogyo fue renombrada como Mazda Motor Corporation. El nombre “Mazda” también fue una forma perfecta de rendir homenaje a su fundador, cuyo apellido tiene una pronunciación muy parecida a “Mazda”.

(Puerta principal de la Toyo Kogyo, Co., Ltd., década de los cincuenta.)

Sede principal de Mazda Motor Corporation, hoy en día —renovada en 1986, tras ser renombrada como Mazda Motor Corporation.

Jujiro Matsuda

(Fundador y segundo presidente de la Toyo Kogyo Co. Ltd.)

Historia y logotipo de la marca Mazda

<de marzo de 1934 a marzo de 1954>

El primer logo corporativo registrado apareció en las motos con carreta de tres ruedas, en la década de los treinta.

<de abril de 1936 a julio de 1959>

Representación del caudal del río que cruza la ciudad natal de Mazda, Hiroshima, y también la forma de la letra M, que aparece tres veces para simbolizar "Mazda Motor Manufacturer".

Las largas extensiones laterales representan alas, símbolo de agilidad, velocidad, y capacidad para volar más alto.

<de enero de 1951 a 1972>

Registrado en 1951, el mismo año en que Tsuneji Matsuda, el hijo de Jujiro, asumió la presidencia de parte de su padre y se convirtió en el tercer presidente de Mazda.

<de 1954 a 1974>

Inicio de las exportaciones internacionales de las motos con carreta de tres ruedas en 1949; la expansión de las exportaciones dio paso a la necesidad de adoptar el logo internacionalmente. Este logo fue registrado por primera vez en Taiwán, en 1954, y hasta 1959, en 21 países del mundo.

<de julio de 1959 a 1974>

Reemplazo del anterior.

Como se observaba en el Mazda R360 cupé y otros vehículos de pasajeros hasta 1974.

<de 1975 a 1997>

Este logotipo atemporal fue introducido en 1975 y utilizado hasta 1997.

<de 1991 a 1997>

El canal de ventas adoptó cinco tipos distintos de marca.

<de junio de 1997 a septiembre del 2015>

El símbolo de la marca —muy similar al actual— fue adoptado en 1997, con las alas en forma de la letra "V" en el interior, que simbolizan “crecimiento” y “mejora”, y el logo de Mazda en color azul Mazda

Adelantémonos a finales del siglo XX; el símbolo actual de la marca Mazda fue adoptado en junio de 1997. Simboliza la determinación de Mazda de “buscar el mejoramiento constante y así impulsar un crecimiento continuo y dinámico”, representado por un par de alas que forman una letra "M", encerradas por un óvalo. Igualmente, las alas en forma de "V" evocan el pensamiento flexible, la creatividad, la vitalidad, la amabilidad y la fortaleza de Mazda. Con la audacia para enfrentarse a desafíos que parecen imposibles, y perseguir sus sueños a pesar de todas las adversidades. El espíritu de la marca Mazda, comprometida con la fabricación de automóviles de excelente calidad, creyendo firmemente que la nueva tecnología solo puede ser desarrollada si se superan retos difíciles, vive en este logotipo.

<de octubre del 2015 a la fecha>

Renovado en el 2015, simboliza la marca que ha evolucionado hacia una calidad y sofisticación superiores.

¿Alguna vez se percató de que, si observa el logo corporativo de Mazda, todas las letras, salvo la "D", son minúsculas? Así fue diseñado: Mazda quería expresar precisión y fiabilidad, como una compañía automotriz que alinea las márgenes superior e inferior de su logo corporativo. La letra "D" minúscula sobresalía del margen superior, de manera que se tomó la decisión de usar una "D" mayúscula para que el logo corporativo cupiera perfectamente dentro de un rectángulo.

Detrás de cada nombre hay una historia, y Mazda no es la excepción. El nombre y el logo de Mazda hablan de su larga historia, sus ardientes aspiraciones y sus creencias inquebrantables.

Con el fin de llevar los modelos Mazda SKYACTIV a más clientes en el mundo entero, la planta de mecanizado de motores de la MMVO también inició sus operaciones, para así respaldar la producción de los Mazda 2. La planta de mecanizado de motores cuenta con la última tecnología de producción y fabricación de la planta de Mazda en Hiroshima, y se encuentra equipada con una línea altamente eficiente de mecanizado de piezas de motor, capaz de producir una amplia variedad de partes.

La MMVO, que está firmemente comprometida a entregar automóviles de alta calidad con orgullo y seguridad, invierte sustancialmente tanto en instalaciones como en personal. Tsuyoshi Kunobu es uno de los “maestros artesanos” de Mazda a quienes les fue asignada una función en la MMVO. Kunobu, quien ahora reside en México, trabaja incansablemente para transferirle esa precisión artesanal del Japón, tan destacada y especializada —así como su característica atención a los detalles— a los ingenieros locales de la MMVO. Kunobu pasa sus días en la MMVO impartiendo sus conocimientos sobre la tecnología de mecanizado de motores de Mazda y capacitando a los ingenieros locales; pero su verdadera misión es “trasplantar” literalmente el compromiso y la apasionada dedicación a la fabricación de Mazda. Cuando no está en el trabajo, Kunobu sale con sus colegas ingenieros a los bares y restaurantes locales para disfrutar de las tradiciones culinarias de la región, y a veces bailar un poco, para fomentar el espíritu de trabajo en equipo.

El Sr. Tsuyoshi Kunobu

“Mi trabajo es transmitirle el ADN de fabricación de Mazda a nuestros empleados locales, de manera que el ADN se encuentre profundamente arraigado en MMVO”, afirma Kunobu. “Me gustaría ver que nuestro personal local desempeñe un papel activo a nivel operativo. Los estoy capacitando como líderes, de manera que un día, MMVO pueda contar con estándares de calidad más altos que los de la planta de Hiroshima. Mi sueño es llegar a verlos trabajar como líderes fuertes que inculcan el ADN de fabricación de Mazda en los miembros de su equipo.”

Definitivamente, el éxito de la MMVO depende de los “maestros artesanos” de Mazda como Kunobu. Se espera que la nueva planta en México sirva como ejemplo para otras instalaciones de producción de Mazda. Independientemente del lugar, Mazda ha adquirido el compromiso de fabricar automóviles de excelente calidad, y aspira a convertirse en una marca automotriz especial y única que satisfaga y supere las expectativas de cada cliente y que convierta sus historias de vida en algo realmente gratificante.